Agrégale horas al día

El tiempo que pasamos en el teléfono es sin duda una de las mediciones más importantes en la búsqueda de la productividad. En nuestras manos siempre estará un claro ejemplo de lo que pequeñas o grandes gotas de tiempo pueden acumular para mejorar o empeorar nuestra productividad.




El usuario promedio de iPhone usa el teléfono 3.5 horas al día. Y revisa alrededor de 48 veces el teléfono. El iPhone nos permite acceder al menú de "Tiempo en Pantalla" y conocer cuántas horas al día le dedicamos a nuestro teléfono. También nos permite saber cuántas veces revisamos nuestro teléfono y cuántas aplicaciones abrimos en cada revisión. ¿Estás por arriba o por debajo del usuario promedio?


No todo está perdido. Es decir, mucho tiempo que le dedicamos al teléfono es tiempo en el cual nos comunicamos, trabajamos y somos productivos. Supongamos que esas 3.5 horas son necesarias, pero imagina que pudiéramos reducirlo a la mitad y ganarle casi dos horas al día.


Piensa que si en lugar de abrir Facebook o Instagram abrieras un audiolibro o un libro digital dentro del mismo teléfono podrías con esas 1.75 horas diarias terminar dos libros a la semana. Podrías aprender un idioma nuevo en un año, y podrías hacer un curso, carrera o maestría en línea.


El uso de redes sociales no tiene nada de malo, lo problemático viene cuando estos comportamientos son compulsivos y no podemos medirlo. Cuando sin darnos cuenta ya llevamos una hora revisando ni siquiera la información que nos interesa, sino la información que alguien más quiso que tu leyeras. Y vaya, si no fuera por eso tal vez ni siquiera estarías leyendo este post. Así que en efecto es un gran lugar para enterarnos de cosas pero como todo en esta vida hazlo en conciencia. Aquí en Habitómano estamos a favor de que la gente decida dedicarle el tiempo que quiera a lo que la gente quiera, el único punto es que sea una decisión consciente y no sólo una adicción y acción repetitiva. Que si quieres dedicarle dos horas a alguna red social, lo hagas en conciencia de cuánto tiempo le quieres dedicar.

Aquí algunos tips para reducir tu tiempo en pantalla:


1. Establece Horarios

Los sistemas operatios iOS (iPhone) y también el sistema operativo Android nos permiten establecer límites de tiempo a las aplicaciones. Establece qué aplicaciones quieres utilizar en qué horarios y prográmalos en tu teléfono.


2. Establece Límites

Establece un tiempo límite para el uso de cada una de las aplicaciones. Por ejemplo 1 hora al día a redes sociales y 1 hora al día a sistemas de mensajería.


3. Define dispositivos

Aunque casi todas las aplicaciones nos permiten accederlas desde cualquier dispositivo puedes elegir que sólo accederas a ciertas redes desde ciertos dispositivos. Por ejemplo puedes decidir sólo entrar a Facebook a través de la computadora de escritorio y no desde el teléfono. Que sólo verás Instagram desde tu iPad con fotos grandes y no en tu teléfono, etc. De esta manera evitarás estar perdiendo tu tiempo en un constante consumo de cosas que tu hayas decidido que no quieres para ti.


No hay correctos o incorrectos sobre cuánto tiempo debes de usar tu teléfono, no hay una ley establecida que diga cuánto tiempo es mucho o poco. Lo que si está mal es no tener conciencia de cuánto tiempo le estamos dedicando a cada cosa en nuestra vida. Observa tu tiempo en pantalla y decide para tí que es lo que quieres para alcanzar tus metas, tus objetivos y tu paz mental.


 

Habitómano




90 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo